Home Sin categoría LA ULTRA PIRINEU 2016 DE GERARD, MANU E IVÁN.

LA ULTRA PIRINEU 2016 DE GERARD, MANU E IVÁN.

LA ULTRA PIRINEU 2016 DE GERARD, MANU E IVÁN.
0
0

Gerard Morales, más conocido como Blacky Homer, Manuela Vilaseca e Iván Camps estuvieron en la Ultra Pirineu 2016 representado a BUFF. Para alguno como Gerard era su sexta participación pero para otros fue la primera vez que participaban en esta gran carrera. Tanto unos como otros vivieron intensamente la Ultra Pirineu y para confirmarlo aquí tenéis las sensaciones de cada uno de los runners contadas en primera persona:

LA ULTRA PIRINEU DE GERARD MORALES

Después de volver de UTMB con no muy buenas sensaciones, tenía claro que el cuerpo y la cabeza me estaban pidiendo un descanso, así que la Ultra Pirineu 2016 no entraba en mis planes. Pero una semana antes de la carrera, me notaba mejor. Algo me decía que podía probar, así que después de hablar con Pau Zamora (Team Manager de Buff) decidimos que sí, que estaríamos en la línea de salida.

Para mi es una carrera muy especial. Mi aventura en el mundo de las Ultras empezó aquí, y esta sería mi 6a participación.

Desde el inicio me planteo una carrera ‘tranquila’, con cabeza, es muy larga, la conozco a la perfección y sé que hay que llegar a Bellver entero. Salgo del avituallamiento y junto con Sebas Sanchez y Cristóbal Adell cambiamos de ritmo, un puntito más que hace que adelantemos alguna posición. Poco a poco nos vamos acercando al top 10, y es ahí cuando decido darlo todo. Bajando hacia Gósol aprieto los dientes, me siento bien, salgo dirección Estasen y sé que las cosas van bien. Me noto muy entero. Las piernas funcionan y la cabeza me dice que adelante, así que sigo apretando los dientes hasta Bagà.

Y, una vez más, la entrada a la plaza me pone la piel de gallina, es algo que no tiene precio. Está lleno de gente, amigos y conocidos es un espectáculo. Sólo por esta razón, ya merece la pena intentarlo de nuevo, ¿nos veremos el año que viene?

Blacky

LA ULTRA PIRINEU DE MANU VILASECA

La Ultra Pirineu es una carrera que yo tenía ganas de hacer desde hace muchos años, cuando todavía se llamaba Cavalls del Vent.

Este año no tenía planes de correrla porque en principio iba a correr UTMB, pero después de un cambio de calendario me inscribí. Estaba muy motivada y contenta por la oportunidad de hacer esta carrera tan especial.

Las vistas y el ambiente de la Ultra Pirineu 2016 han sido increíbles. Escuchaba mucha gente que gritaba mi nombre y eso me llenaba de energía. Hice una carrera bastante buena hasta llegar en Gósol, pero después empecé a tener dolores de estómago. No podía comer ni tomar nada y poco a poco perdí fuerzas. Cuando llegué a Vents del Cadí tenía mucho dolor y estaba bastante triste, pero ver a la familia BUFF y el cariño con el que me han cuidado, me hicieron tirar para adelante.

La subida hasta Sant Jordi fue muy dura porque, la verdad, no tenía fuerzas ni para estar de pie. Estaba vacía de energía. Me senté algunas veces para recuperar fuerzas y cuando llegué al Sant Jordi no podía seguir. Quedaban solamente 11km, pero cuando te encuentras mal, 11km es una eternidad. Entré en Sant Jordi, me estiré cerca del fuego, tomé medicación y me dormí. Pensé que la carrera había acabado ahí y me parecía sorprendente dejarla después de 100km, pero en aquel momento sabía que no podía seguir. Cuando me desperté ya estaba un poco recuperada y empecé a comer. Poco a poco recuperé fuerzas y creo que finalmente puse buena cara, pues los médicos me dejaron seguir.

En los 11km finales mi cabeza estaba en silencio y yo solo pensaba en llegar a Bagà. Cuando entré en el pueblo no podía creer que estuviera allí. Hice una carrera muy diferente de la que soñé, pero después de la pesadilla que pasé, la verdad es que llegar a meta, con el tiempo que fuese me supo a gloria. A Ultra Pirineu tendré que volver…

Manuela

LA ULTRA PIRINEU DE IVAN CAMPS

Hasta última hora no sabía si podría correr a causa de un fuerte resfriado, pero no quería perderme esta gran fiesta del Trail en Bagà.

Salí muy tranquilo, como siempre. Sabía que era una carrera muy larga y con gente de nivel y no quería cometer ningún error que me impidiera llegar a la línea de llegada. Poco a poco me fui encontrando bien y a medida que iban pasando los kilómetros fui escalando posiciones hasta llegar a Bagà en 10º lugar.

Me gustaría dar las gracias a toda la gente que me animó durante la carrera, amigos, familia y a todos los integrantes de BUFF.